¿Cómo elegir bien un vehículo?

Una correcta elección de su vehículo de ocasión requiere conocer el conjunto de las opciones disponibles: motorizaciones, cajas de velocidad, acabados y equipamiento, kilometraje...

En este artículo encontrará toda la información necesaria para hacer su elección en función de sus deseos y necesidades.

las motorizaciones

Actualmente existen varios tipos de motorizaciones disponibles. Gasolina, diésel, híbrido, eléctrico y, aunque menos frecuente, GPL (Gas de Petróleo Licuado).

La elección del tipo de motorización más adecuado a sus necesidades debe realizarse en función del uso más frecuente del vehículo y del kilometraje anual. En general, los vehículos diésel son más adecuados para un uso habitual en carretera y/o realización de kilometrajes elevados (a partir de 15.000 km/año; siendo los motores de gasolina más adecuados para la circulación urbana y/o menores kilometrajes. 

Caja de cambios: manual, automática o robotizada

Actualmente existen básicamente tres tipos de transmisiones ofrecidas por los fabricantes de automóviles:

La caja de cambios mecánica sigue siendo la más extendida en el mercado actual, pero cada año pierde cuota en beneficio de las cajas de cambios automáticas y robotizadas, especialmente en el segmento urbano, donde cada vez son más populares por su comodidad pese a su precio superior al de la transmisión mecánica.

Las ventas de cajas de cambio automáticas están menos extendidas que las manuales, algo que también se deja sentir en el mercado de ocasión, donde este equipamiento es escaso.

Caja de cambios manual:

La también llamada caja de velocidades manual le permite controlar a la perfección el cambio de marchas y, por tanto, adaptarlo a su estilo de conducción, ya sea este deportivo o económico. La conducción resulta más activa, pues es el conductor el que la gestiona.

Caja de cambios automática:

Esta caja de cambios gestiona solo el cambio de marcha según su conducción. Factores como la aceleración, la velocidad del vehículo y el par permiten a la caja de velocidades determinar por su cuenta la mejor relación de transmisión.

Caja de cambios robotizada:

Esta caja se puede comparar con un cruce entre la manual y la automática. De hecho, usted debe decidir si se aplica el modo automático o el secuencial (similar al de la caja mecánica).

Al igual que en la caja automática, no dispone de embrague. Puede dejarse llevar por el modo automático (la electrónica decide por su cuenta la relación más adecuada a las condiciones de conducción y el momento más adecuado para cambiar a la relación siguiente o para bajar la marcha) o escoger el modo secuencial, en el que usted puede cambiar de marcha con ayuda de botones, palancas o palas.

Los acabados

Elegir las opciones y equipamientos no es siempre una tarea fácil. En especial cuando nos encontramos en la situación en la que no podemos elegir todo lo que deseamos.

Por esta razón, los constructores proponen distintos "acabados" en cada uno de sus modelos. Estos acabados se realizan con el fin de ofrecer  paquetes de equipamiento y opciones.

Escoger un acabado adecuado para sus necesidades le permitirá hacer su búsqueda más fácil y con menos dudas en cuanto a las opciones que desea.